Los principios

Marià, Ripollet

Hace algunos años realice un proyecto sobre las parejas lesbianas en Polonia. Aquel trabajo fue sobre todo motivado por la discriminación de minorías sexuales y la homofobia que, hasta el día de hoy, caracteriza una gran parte de la sociedad polaca.
Este trabajo no solo me permitió acercarme a la realidad de las personas LGTB en Polonia, sino plantear el tema de la homosexualidad como un tema universal. Los estereotipos sobre las personas homosexuales existen todavía en muchos lugares y la “normalización” requiere todavía mucho trabajo.

El año pasado empece a reflexionar sobre la realidad de las personas LGTB en España. Me di cuenta que el estereotipo del homosexual es el de un gay joven, de alto nivel económico, cuya vida sexual es central en su definición como persona. En paralelo, la sexualidad de los ancianos es un tema tabú y la heterosexualidad se da por descontada: un anciano homosexual no existe.
Este tipo de estereotipos persisten incluso en España, cuya legislación reconoce los derechos de los homosexuales y es una de las más avanzadas de Europa. Llegando a la vejez, las personas LGBT desaparecen del imaginario colectivo y se vuelven invisibles.

Decidí entonces realizar un proyecto sobre las personas homosexuales mayores y empece una investigación más profunda. En uno de los documentos que leí, encontré el testimonio de Paulina, una mujer de 65 años, lesbiana y casada:

Las personas que pasamos de los 60 años hemos vivido, si no la guerra, la postguerra y el franquismo, la falta de libertades y la falta de educación en un ambiente abierto y relajado. Ahora nos encontramos con que el “armario” puede abrirnos de nuevo las puertas. Tengo mujer, pero si un día deben ingresarme en una residencia de ancianos, ¿tendría la libertad de expresar mi vida emocional allí?

Decidí recoger esta inquietud como base principal de mi proyecto. En diciembre del 2013, mis inquietudes y mi intuición sobre la importancia del tema fueron confirmadas por la primera vez. El proyecto fue seleccionado como uno de los proyectos finalistas de la Segunda Convocatoria 19º FotoPres “la Caixa” (Barcelona), lo cual no conllevaba la financiación. Sin embargo, con aun más motivación, segui mi trabajo de pre-producción y las ideas empezaron a tomar forma.

Algunos meses mas tarde, llegó el apoyo del Centro Cívic Jardins de la Pau. Gracias a la Beca de Fotografía i Societat puedo seguir el desarrollo del proyecto y empezar a plantear su primera exposición.

Realización:

Hanna Jarzabek: autoría, producción, dirección y fotografía
www.hannajarzabek.com

Savvas Salpistís: sonido
www.savoulius.net

 



Els comentaris estan tancats.